Vecinos aislados por Comité de Emergencia, son precariamente atendidos por el municipio

Como la opinión pública bien sabe, algunos vecinos que estuvieron en contacto con las personas sospechosas de Coronavirus, debieron ser aislados en sus domicilios.

Oficina móvil del "Loco" Richini, usa su auto particular, para asistir a las personas.
El caso es que en el cumplimiento de esa orden, muchos de ellos, si no todos, se quedaron en sus viviendas esperando la asistencia del Estado, en cuanto a sus necesidades mínimas básicas y elementales.

Solo que parece que la falta de una correcta coordinación de parte del municipio, muchas de esas personas se quedaron mirando la fiambrera sin tener nada para poner en la boca de sus hijos.

Allí apareció la figura del "Loco" Richini, que al enterarse de las necesidades de los vecinos puso en conocimiento de las autoridades dicha situación, pero como lo consideran un "Loco", ni bola le dieron.


Sabiendo que su petición cayó rápidamente en saco roto, salió a buscar donaciones y créditos en comercios amigos para llevarle algo de comida a unas 20 o 25 personas, que están obligatoriamente bajo estricta cuarentena.

Otra vez, un empleado municipal de tercera o cuarta línea demuestra que con sentido común y un poco de empatía humana, se puede marcar la diferencia en favor de los más vulnerables.

Desde las áreas que corresponden a Desarrollo Humano, se olvidaron de contener a éstas familias que están en cuarentena por orden del Comité de Emergencia.

Ayer nuevamente la "amnesia" de los funcionarios municipales dejó sin almuerzo y sin cena a la mayoría de los aislados, sólo uno recibió la asistencia municipal.


Cabe entonces preguntarse, ¿si un "Loco" como Richini que no tiene más poder que su propio ímpetu, puede hacerse cargo de las necesidades de éstas personas, no estarán equivocándose sobre a quienes se les entrega el poder de decisión?


El "Loco" como lo llaman desde que comenzó la cuarentena estuvo involucrado 100% con los sectores más vulnerables, entregándoles barbijos, alcohol, guantes, raciones de alimentos, jabón, lavandina a los vecinos de los barrios carenciados.

Pero además fue el primero que vio la necesidad de atender las necesidades de los trabajadores municipales, Bomberos y Fuerzas de Seguridad, que debían estar de guardia permanente en diversos puntos de la ciudad, asistiéndolos con elementos de seguridad, higiene y comida.

Me parece que Monte Caseros, necesitan en estos momentos más "Locos", que no estén midiendo todo en términos de marketing, conveniencia política o economía mezquina. 

En esto va la salud y la vida de las personas, nuestro vecinos que nos necesitan, sin distinción de condición social ni política.
Compartir
    Mensajes Gmail
    Mensajes Facebook
Con la tecnología de Blogger.