Prohibido olvidar: a 36 años de la Guerra de Malvinas (Audio)

Como cada año, esta mañana se llevó a cabo el acto en conmemoración de la Gesta de Malvinas organizado por el Centro de Veteranos de Guerra, la Escuela nº 89 y el Municipio local.


Del mismo formaron parte delegaciones escolares, de las fuerzas de seguridad y fuerzas armadas, el padre Diego Villalba, Concejales, miembros del gabinete municipal, el intendente Miguel Olivieri, como así los Veteranos de Guerra ex conscriptos y de carrera militar.

La participación de los diversos sectores de la sociedad, en la propuesta rememorativa, tuvo su momento de mayor emotividad cuando Carlos Enriori, ex Combatiente de la Guerra del Atlántico Sur y actual presidente del Centro de Veteranos de Guerra Avá Ñaró, pronunció su discurso.

Las palabras de Enriori, fueron por demás elocuentes para describir las historias de luchas que desde hace 36 años vienen realizando los ex combatientes y sus familiares para lograr recomponer sus vidas en una sociedad que les resultó esquiva, porque el Estado intentó ocultar de todas las maneras posibles, sus penurias y sus verdades.

Con la voz entrecortada por la emoción que lo embargaba, el representante del Centro de Veteranos aseguró "no queremos llamarnos víctimas, víctimas de la dictadura que padeció el pueblo argentino desde el golpe del 76 que dejó tremendas heridas en el pueblo argentino y que se recordara el 24 (Marzo) como el día de la Memoria, Verdad y Justicia", señaló Enriori, y agregó.

"Ni tampoco héroes, ya que los héroes quedaron sepultados en Malvinas y en las heladas aguas del mar; como dice Ramón Castillo, somos sólo soldados, soldados que cumplieron con el Servicio Militar Obligatorio, con todas las letras".


"Hicimos todo lo que un soldado en la guerra debe hacer, cumplir las órdenes, luchar por su vida y la de sus compañeros ante el avance irrefrenable de un enemigo superior entrenado y preparado con más de cuatro siglos de experiencia en las guerras, dispuesto a recuperar las islas de cualquier modo, como lo hacen los países imperialistas desde hace siglos".

"Son ellos, los soldados conscriptos los que le pusieron el pecho a la balas; son ellos los que merecen el mayor de los respetos, son ellos los que cuando salieron del cuartel, les hicieron prometer que no debían hablar sobre los acontecimientos de la guerra y menos de la falta de preparación de quienes los llevaron a la misma", dijo Eriori. 


Compartir
    Mensajes Gmail
    Mensajes Facebook
Con la tecnología de Blogger.